Shiatsu

El término Shiatsu está compuesto por shi (Dedos) y atsu (presión). Esta técnica oriental y ancestral se basa en la presión de los dedos para tratar enfermedades.

Según Takujiro Namikoshi, fundador de la Nippon Shiatsu School, el Shiatsu no solo cura, sino que actúa sobre la mente de las personas, estimulando la capacidad de prevenir enfermedades.

La presión que se ejerce en Shiatsu ha de realizarse utilizando la fuerza del propio cuerpo, no la de los dedos. Y la presión debe ejercerse correctamente sobre los puntos concretos, por ello es muy importante la posición del paciente y de quien ejerce el tratamiento.