Qué información aporta un electrocardiograma

El electrocardiograma es un registro de la actividad eléctrica producida por el corazón, lo que proporciona un gran número de datos sobre su funcionamiento.

Esta representación gráfica se muestra mediante ondas. El espacio entre ellas, el tamaño, la forma y el ritmo, sirven al médico para detectar alteraciones cardíacas.

La prueba para la obtención de un electrocardiograma es muy sencilla. En el torso desnudo del paciente, el equipo de enfermería irá colocando electrodos y pinzas para recoger la actividad generada por el corazón.

Los electrodos deben estar en contacto directo con la piel, así que en ocasiones es necesario rasurar la zona del tórax para el buen funcionamiento del electrocardiograma. El paciente debe mantenerse inmóvil.

La información del electrocardiograma

El resultado de la prueba se muestra en un papel, que muestra con líneas curvas y picos de diferentes formas y tamaños, las señales eléctricas del corazón ampliadas.

Normalmente, el electrocardiograma está compuesto por 12 gráficos, porque los electrodos recogen la actividad eléctrica desde 12 puntos de vista, de forma que el médico puede tener una visión global de todas las zonas del corazón.

Arritmias

Las arritmias son ritmos anormales del corazón. Se observan ondas que no siguen la periodicidad que debería. Puede ir más rápido, por lo que habría taquicardia, o más lento (bradicardia).

Trastornos de conducción del impulso eléctrico

En este caso, el médico observará que faltan ondas, debido a que el impulso eléctrico está bloqueado en algún punto.

Infartos

La detección de un posible infarto de miocardio o angina de pecho, viene determinada por la elevación y aparición de ciertas ondas que los médicos deben saber identificar.

También es posible reconocer alteraciones del tamaño del corazón.

Alteraciones del corazón

Enfermedades  no cardíacas

Como por ejemplo alteraciones en los iones del organismo: potasio, calcio, etc., y problemas pulmonares o de tiroides.

Además de este electrocardiograma, existen otros dos tipos:

  • Holter: se utiliza para hacer un registro cardíaco durante 24 horas. Y puede detectar alteraciones relacionadas con actividades diarias.
  • De esfuerzo: se realiza durante la práctica de la actividad física, para comprobar si existe una falta de riego al corazón.

Como en otras exploraciones o análisis médicos, el electrocardiograma no representa un valor absoluto sino que debe ser interpretado. Descubrir la anomalía más evidente no quiere decir que no existan otras alteraciones más graves.